viernes, 2 de septiembre de 2016

Los Ecos del Ecos

Rocles y Nilda en el programa Ecos del Carnaval 2016 (Foto de Facebook)
Terminó la etapa de vacaciones de verano, y con ella el gustado programa Ecos del Carnaval, un show radial que por 39 años ha constituido una de las principales distracciones para los manzanilleros, en los meses de julio y agosto.
Mi recuerdo más lejano del programa me llega con la voz inconfundible de María del Pilar Ríos anunciando "Ecos, Ecos, Ecos... del carnaval", un eslogan que se mantiene hasta la actualidad y que ya ha pasado por varias voces femeninas como Bárbara Doris, Cruz Ferrer, Marlenka Alarcón y en esta última edición Nilda Baños (al menos que yo recuerde). La imagen de Pepe Luis (José Luis García Barbán) con su sombrerito, atento a todo lo que ocurría en tarima, casi siempre sentado a un lado de los muchachos del sonido, de donde se paraba en ocasiones a dar las órdenes necesarias.

Pepe Luis da indicaciones a Orestes Ernesto

Yo era una oyente, aunque en una ocasión -ya trabajando en la dirección municipal de cultura de informática por allá por los años 2001 ó 2002- participé y gané un saco lleno de viandas cortesía del Mercado La Kaba. Habían solicitado el que más fotos del Carnaval llevara, y yo, acabada de llegar a Cultura, fui la encargada de cargar con el stand de la divulgadora, por aquel entonces Silvia Marina "dale que a ti todavía no te conocen en la emisora, no saben que eres de Cultura",  y claro que gané. Las viandas las repartimos entre Silvia y yo. Qué tiempos aquellos!!!
Luego, al llegar a la emisora vi de cerca cómo se hacía el programa, y la tremenda popularidad que tiene. Pero, como sucede siempre que se trabaja para un público amplio, no siempre se queda bien con todo el mundo, y tal vez, lo que gusta a unos a otros molesta.
La siempre jovial Marlenka Alarcón, locutora del  Ecos del Carnaval en ediciones anteriores

En esta temporada del año 2016, sorprendió a muchos escuchar nuevas voces y no las ya habituales de Orestes Ernesto y Marlenka Alarcón, y no fueron pocos los que llamaron a la emisora exigiendo una explicación por el cambio. A mí, en lo particular me pararon muchos en la calle para preguntarme, y les aseguro, que en la edición anterior, la del año 2015, fueron más los que me pararon para decirme que hasta cuándo iban a permitirse tantas groserías y faltas de respeto en el programa y ponerme ejemplos de cosas que sucedían, e incluso algunos hasta pronosticaron "un día se van a buscar un problema, cualquiera les va a responder y se va a formar", lo que felizmente nunca sucedió.
Parte del colectivo en la temporada del 2015 Eduardo, Marcos, Fundora y Rolando

Lo cierto es que el programa salió con las voces de Nilda y Rocles, y al principio se sentía lento, falta de chispa, lo que, al pasar los días, fue cambiando y poco a poco los nuevos locutores le cogieron el golpe, como se dice en el argot popular. El programa rescató la participación con preguntas acordes al carnaval y dejó a un lado las burlas, cosa que todos agradecieron. Tras cada emisión hubo un reconocimiento al colectivo, en el que  siempre se resaltó el respeto al público. Claro que no es perfecto, y para el año que viene quizás haya que hacer algún que otro cambio, siempre buscando la esencia del Ecos que a todos gustaba. No puedo terminar sin reconocer la presencia de Vera Portales desde cabina, encargado de recordar la historia del carnaval, aunque a veces, al menos para mi gusto y por el tipo de programa, se extendía en su siempre interesante explicación. Nada amigos, que del Ecos del carnaval, ahora solo quedan los ecos hasta el próximo año, que veremos y escucharemos una nueva propuesta, que espero supere la que acabamos de disfrutar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si va a opinar, hágalo de manera respetuosa. No publico palabras ofensivas. Gracias