martes, 9 de agosto de 2016

Manzanillo un pasito adelante


Tienda La Violeta para la venta del Fondo de Bienes Culturales y ARTEX
Manzanillo está avanzando, me comentó una amiga parada frente a la recién inaugurada tienda La Violeta. Y sí, ella tiene razón, si tenemos en cuenta que el significado de avanzar es Adelantar, progresar o mejorar en la acción, condición o estado. Estoy de acuerdo, y no cabe la menor duda que algo, más bien "alguito" se ha avanzado, pero, como bien reconociera el miembro del buró del Partido en Manzanillo, y actualmente primer scretario, Calixto Santiesteban, en un reciente recorrido por la ciudad "estamos lejos de lo que queremos".
A los manzanilleros amantes de la ciudad, nos regocija cualquier logro, por pequeño que sea, aunque en honor a la verdad, los que se han obtenido últimamente no son tan pequeños, y lo digo porque, por ejemplo, que en un hospital de un municipio del Oriente de Cuba, se haga una cirugía video endoscópica de cuerdas vocales, novedoso proceder que los ubica a la vanguardia en Granma y entre los primeros del país, no es algo pequeño. Ese es uno de los logros que más nos satisfacen, esos que permiten mejorar la calidad de vida de los cubanos a partir del mejoramiento de los servicios de salud, y por eso también, podemos decir, sin temor a equivocarnos que se avanza cuando se remodela totalmente una sala de un hospital, hace solo unos días en el Celia Sánchez fue reabierto un moderno teatro con circuito cerrado de televisión para exhibir a médicos y estudiantes las operaciones en el salón central, y la sala 2L Servicio de Medicina Interna.¿Que quisiéramos que lo repararan todo? Es verdad. ¿Qué todavía nos parece muy poco? Es verdad. ¿Qué hay áreas que dan pena? también es verdad. Pero ¿qué avanzamos pasito a pasito? ES VERDAD.

Otro ejemplo es el Hospital Ginecobstétrico Fe del Valle que sus salas fueron totalmente remodeladas, y que, lamentablemente, ya muchas están deterioradas por la falta de cuidado de quienes nos beneficiamos con los servicios médicos que allí se brindan, porque cuando alguien rompe una ventana, se lleva una pieza del lavamanos, o pica el forro de los asientos para los acompañantes, los más perjudicados somos nosotros mismos, el pueblo que es quien hace uso del hospital. Ahí mismo, en el Fe del Valle, se labora por estos días en la construcción del Banco de Leche que permitirá acopiar la leche materna, procesarla, evaluarla y tener a disposición de los recién nacidos que lo necesiten.
Otro tanto sucede en el Hogar de Ancianos Padre Acevedo, que hace un tiempo estaba en un estado  deplorable y ahora luce una nueva imagen, quizás no al máximo de las comodidades que merecen nuestros abuelos, pero al menos, con mejores condiciones.
Pudiera enumerar muchas otras cosas como la escuelita 4 de abril en el ICP que recibió un beneficio constructivo fácilmente visible, la propia tienda La Violeta, un local que estaba en derrumbe y se ha levantado como una tienda para la venta de artesanos del Fondo de Bienes Culturales y ARTEX, que da aires de ciudad, la remodelación de la Biblioteca Pública con una sala de navegación, muy próxima a inaugurarse, los arreglos en el parque Masó (principal parque infantil de Manzanillo), la nueva Casa de los Nefróticos, etéctera, etcétera, etcétera... en fin, Manzanillo está avanzando.
Entonces ¿se acabaron los problemas?  PARA NADA. Hay más problemas que soluciones, y una de las cosas que más nos golpea es la vivienda, el mal estado constructivo de las viviendas en Manzanillo es preocupante, tal y como explicara Enrique Remón Domínguez el día que nos dieron la sede del acto provincial por el 26 de julio: "Nosotros avanzamos en correspondencia con las cinco viviendas que teníamos que tener en este período, y es contra eso que estamos evaluando para ser justos con lo que se evalúa, y nosotros vamos al final del año a concluir con 46 viviendas, es el plan que nosotros tenemos." Sólo 46 viviendas!!!! Y que nadie me hable de que los materiales de la construcción están liberados y que cualquiera puede construir, porque yo estoy sufriendo en carne propia los precios de los materiales, y les aseguro que nadie puede construir con su salario y al mismo tiempo comer y vestir.
Y ese es el otro gran problema, la comida, y sobre todo, los precios de los alimentos, que con el asunto de oferta y demanda y las pocas opciones estatales, los precios se disparan y resultan muy altos teniendo en cuenta el salario de los trabajadores estatales.
En fin, que sí, que Manzanillo avanza, pero a mí, como a muchos otros nos gustaría fuera un poquito más rápido, un poquito más notable, que cuando comiencen a arreglar no demore años la reparación, como está sucediendo con el parque Céspedes, porque ahora mismo, este no es el Manzanillo que quiero, ni que quiero dejar a mis nietos (cuando los tenga, si Dios quiere).
Hay otros elementos que considero atentan contra la prosperidad del municipio como la mala calidad en los servicios, el poco aporte de quienes se conforman conque las actividades sean para un pequeño grupo y no trasciendan al resto de la población y muchas cosas más, la impunidad de algunos, pero eso es contenido para otra publicación. 
Sitio donde estaba la Librería, ahora en reparación

Edificios de viviendas en construcción (antiguo Hotel Inglaterra)
Biblioteca Pública en reparación

Edificio reparado para tienda La Violeta

Oferta del Mercado Estatal La Oriental, ahora en reparación

Sala Teatro Miguel Benavides, antiguo cine Rex, recientemente inaugurado y sus paredes demuestran la mala calidad
Precios del Mercado La Oriental, 9 de agosto de 2016

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si va a opinar, hágalo de manera respetuosa. No publico palabras ofensivas. Gracias